Reflexión laboral: Hornos fríos queman pan

Mi padre era panadero (murió en 2021) y yo lo ayudé durante varios años en ese oficio, admito que esa actividad me alejó de muchos problemas y me ayudó a comprender diversos aspectos del mundo laboral y lo que significa el trabajo duro.

 

Una de tantas noches él me dijo "Hornos fríos queman pan", yo no entendí a qué se refería y él me explicó que a veces los hornos de leña no quedan tan calientes como deberían para hornear adecuadamente. Esto hace que los panaderos después de meter el pan al horno se vayan (no todos) a ver televisión, comer o inclusive a dormir, esto con la confianza de "que el pan se tardará mucho tiempo en estar listo, porque el horno está frío". Lo malo es que el descuido causado por esa afirmación produce que el pan pase más tiempo del que debería hasta quemarse.

 

TAMBIÉN PASA EN EL MUNDO LABORAL

Ahora que tengo varios años de experiencia en Gestión Humana veo que los trabajadores pueden pasar por lo mismo. Aquí dos ejemplos:

  1. Encontramos el caso del profesional que hace el esfuerzo justo (ni más, ni menos) en sus actividades diarias confiado de que "él es el próximo en ser ascendido" ya sea por su antigüedad laboral, porque es "amigo" de su jefe o porque simplemente cree que "ya le toca". Esto sin saber que el ascenso que busca será otorgado a uno de sus compañeros que da el 110% en sus labores y ha demostrado no conformarse con su puesto actual. Por ir a "dormir mientras hornea", nuestro profesional perderá la oportunidad que desea.
  2. También está el caso de la persona desempleada que ha dejado de buscar empleo activamente, confiada de que ha enviado su CV a tantos reclutadores que pronto la llamarán. Mientras tanto las oportunidades adecuadas a su perfil son obtenidas por otros profesionales que nunca dejaron de leer clasificados, enviar su CV o visitar agencias de reclutamiento.

Al final la frase "Hornos fríos queman pan" es una invitación a no conformarse con lo que consideramos seguro y a estar siempre atentos a nuestro contexto para no cometer errores y poder aprovechar las oportunidades.

 

Gracias por leer esta publicación, la escribo como un homenaje a mi papá y al resto de trabajadores que por medio de oficios y trabajo duro han logrado sacar adelante a sus familias.

 

Gabriel Castellanos / info@mas-talento.com / www.skillsacademyonline.com